Home / Internacionales / ONU entrega a los musulmanes dos sitios sagrados para los judíos

ONU entrega a los musulmanes dos sitios sagrados para los judíos

(Agencias/ VyV).-

El organismo de las Naciones Unidas declaró a dos sitios bíblicos sagrados como islámicos y acusó a Israel de maltratar a los palestinos en el Monte del Templo en la Ciudad Vieja de Jerusalén.
Israel dice que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) está ayudando a los palestinos a reescribir la historia bíblica y a transformar el conflicto entre israelíes y palestinos en algo religioso. Este organismo se ha convertido en un instrumento en manos de los árabes y los palestinos.
Patrocinado por seis países miembros de la junta ejecutiva de la UNESCO -Argelia, Egipto, Kuwait, Marruecos, Túnez y los Emiratos Árabes Unidos- aprobó una resolución el 21 de octubre pasado declarando la tumba de los Patriarcas en Hebrón y la tumba de Raquel en Belén, en una parte integral de Palestina. Anteriormente, ellos reclamaron ambos lugares como mezquitas.
La mayoría de los 58 países miembros de la UNESCO históricamente han apoyado resoluciones palestinas. No es coincidencia que todos estos países son musulmanes.
Para los judíos y cristianos que creen en la Biblia, la idea de que estos sitios históricos judíos de alguna manera se transformaron en sitios musulmanes es algo que no tiene sentido.

4-(2)-Emmanuel-Nahshon-WEBEl portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores israelí, Emmanuel Nahshon, dijo que la declaración ayuda a los palestinos a promover su narrativa política.
«Es un intento de los árabes y los palestinos para cambiar la historia y pretender esos lugares, que son lugares sagrados para el judaísmo, que han sido lugares sagrados para el judaísmo durante miles de años», dijo Nahshon a CBN News.
La evidencia histórica indica que los antepasados bíblicos -Abraham, Isaac y Jacob- fueron enterrados en la tumba de los Patriarcas, junto con sus esposas. La Biblia registra que Abraham compró la tumba y el terreno de alrededor hace unos 3.700 como un lugar para dar sepultura a su descendencia (ver Génesis 23-25). La única excepción fue que la segunda esposa de Jacob, Raquel, la madre de José y Benjamín, fue enterrada cerca de Belén (Génesis 35:16-20).
El sitio de la tumba de Raquel se cree que es el lugar donde fue enterrada la matriarca bíblica Raquel, la esposa preferida de Jacob.
La resolución se abstuvo de incluir al Muro Occidental como parte del complejo de Al-Aqsa, que los palestinos habían esperado. Hubieran cambiado el nombre de la Plaza del Muro Occidental por «al-Buraq».
«Incluso en una organización -como la UNESCO, que se ha convertido en una marioneta en manos de los palestinos- hay un límite en lo que puede hacer, pero no tengo duda de que ellos tratarán de hacerlo de nuevo», dijo Nahshon.
La resolución también acusa a Israel de «agresión» en el Monte del Templo. Sin embargo, los palestinos han atacado en varias ocasiones a la policía y a los visitantes en ese lugar, el sitio más sagrado del judaísmo.
La actual ola de terrorismo es una reacción a lo que ellos dicen son los intentos de Israel para cambiar el status quo. Israel niega cualquier cambio allí.
«Esta iniciativa palestina está ciertamente relacionada con lo que vivimos aquí en el lugar -la violencia palestina, la incitación palestina- y también el intento de transformar el conflicto en un conflicto religioso», explica Nahshon.
La historia de Israel es acerca de la elección de Dios. Dios eligió a Abraham, Isaac, Jacob y José, para estar enterrados en la misma tumba que está aquí y ahora ha sido incendiada. Y así sentimos un parentesco con Israel porque se trata de la elección de Dios y es nuestra historia. Jesús era un judío, Pablo era un judío, los miembros de la Iglesia primitiva eran todos judíos.

About redaccion

Check Also

El evangelio se enfrenta a enemigos feroces en África

La intolerancia musulmana, la brujería y la violencia son los principales enemigos de los cristianos …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *