Home / Opinion / Se parece tanto a Satanás que… (Parte 1), Harold Paredes Olivo

Se parece tanto a Satanás que… (Parte 1), Harold Paredes Olivo

El Cuerpo de Cristo debe estar apercibido, no puede permitir ser engañado en este tiempo tan convulso

Se parece tanto a Satanás que este mensajero no puede engañarnos / EFE

“¡Pero no me sorprende para nada! Aun Satanás se disfraza de ángel de luz” (2ª Corintios 11:14. NTV).
Hemos leído un artículo publicado en Instagram por DólarToday; este hace referencia a unas palabras de Bill Gates dichas a CNN: “el profeta y filántropo” dijo: “Lamentablemente, los próximos cuatro a seis meses podrían ser los peores de la pandemia. El pronóstico del Instituto de Métricas y Evaluación de Salud (IHME, por sus siglas en inglés), indica que habrá otras 200.000 muertes adicionales. Si siguiéramos las reglas, en cuanto a llevar cubrebocas y no mezclarnos, podríamos evitar un gran porcentaje de esas muertes. En el corto plazo, son malas noticias”; así lo expresó literalmente Gates.
Es interesante recordar el período citado por el magnate de “… cuatro a seis meses”; recuerdo que el estado de emergencia decretado en España es hasta el 9 de mayo de 2021. ¿Este hombre, ahora es un experto en pandemias?, ¿Los gobiernos del mundo solo escuchan la voz de Gates?, o ¿existe algo que el pueblo de a pie no sabe? Por cierto, el mismo “filántropo” afirmó: “Pensé que EEUU haría un mejor trabajo manejándolo. En general, cuando hice los pronósticos en 2015, dije que las muertes podrían ser más altas. Así que este virus podría ser más letal de lo que es. No estamos en el peor de los casos. Pero lo que me ha sorprendido es que el impacto económico en EEUU y en todo el mundo ha sido mucho mayor que las previsiones que hice hace cinco años”. Este “profeta” no se equivoca, está preparando muy bien el camino para lo que se avecina. El Cuerpo de Cristo debe estar apercibido, no puede permitir ser engañado en este tiempo tan convulso; es decir, se parece tanto a Satanás que este mensajero no puede engañarnos.
Exhortamos a las autoridades del mundo a evaluar e investigar declaraciones que anteceden a un desastre mundial. Tenemos la libertad de creer y pensar que un mal se ha planificado. Las profecías bíblicas se cumplirán todas al pie de la letra; pero, que una persona juegue a ser de Nostradamus moderno, a costilla de seres inocentes, se tiene que revisar.
Otra declaración de este falso profeta contemporáneo es que pronto se avecina una pandemia peor; tal cual lo lee; él expresó: “Los mosquitos no practican la sana distancia ni portan cubrebocas”, señaló Gates al explicar sobre el peligro de que la malaria o paludismo se expanda en todo el mundo mucho más rápido gracias al Covid-19 (Fuente: Forbes Staff). En otras palabras, ¿Se podría estar trabajando con nanotecnología usando mosquitos como se hace en el proyecto Robobee? Si esto es así, el virus actual es un imberbe ante el terror que esto causaría a la sociedad mundial.
Mis amados y respetados lectores, la nanotecnología “es el estudio y la manipulación de materia en tamaños increíblemente pequeños, generalmente entre uno y 100 nanómetros” (Fuente: Chemicalsafetyfacts.org). Que nadie nos engañe, nadie te robe la paz y la confianza en Abba. Eres parte de un ejército espiritualmente poderoso; muchas cosas insólitas aparecerán; hoy, unos monolitos, mañana unos insectitos.
Quizás ciertos incrédulos dirán que exagero como cualquier fanático religioso, les informo que no milito en este tipo de grupos; además, los fanáticos y los religiosos no estarán en las bodas del Cordero, lo dije (perdón para quien se ofenda, no es la intensión, se necesita una Iglesia despierta). Por favor, no ignore lo que lee, usted sabía que actualmente podríamos ver a una abeja volar y creer que es real a la vista del ojo humano. El proyecto, denominado Robobee, elabora diseños basados en insectos artificiales; estos han conseguido avances sorprendentes usando nanotecnología.
Quedaríamos anonadados con el sistema de vuelo que se ha logrado con la abeja robot, y de otros proyectos que desconocemos. Por ejemplo, un mosquito transmisor de enfermedades indetectables, que cuando usted le dé con su mano y lo aplaste, vea que es tan real que lo tira como si nada, ¿y la infección cómo se cura? Se iniciaría otra carrera por una nueva vacuna; que sin la menor duda, sus fabricantes, políticos e inversores de turno no se pondrían; sino, irían por los grupos más vulnerables, aquellos menospreciados por la élite maligna porque son sus conejillos de indias. Se avecina algo muy interesante, ahora el agua cotiza en la bolsa de valores, en otro artículo hablaré de este tema, aunque suena aislado es una orquesta del mal que toca por todos lados, y tiene sus actos muy bien planeados. ¿Y la Iglesia? Creo que haciendo su trabajo…
Debido a lo antes expuesto, es oportuno citar las palabras de nuestro Señor Jesucristo a los discípulos en Mateo 24:4-6: “… Mirad que nadie os engañe. Porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Cristo; y a muchos engañarán. Y oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca; pero aún no es el fin”.
Este artículo continuará la próxima semana

Harold Paredes Olivo
Pastor y comunicador
labibliavivela@gmail.com

About Verdad y Vida

Check Also

¡Mi hermano! ¿Un amigo?, Ramón Tovar

Gota: “Finalmente, sed todos de un mismo sentir, compasivos, amándoos fraternalmente, misericordiosos, amigables” (1ª Pedro …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *