Home / Opinion / Los dioses del Estadio

Los dioses del Estadio

(La Buena Semilla).-

«Hijitos, guardaos de los ídolos» (1ª Juan 5:21).
«Por tanto, amados míos, huid de la idolatría.Como a sensatos os hablo; juzgad vosotros lo que dijo» (1ª Corintios 10:14-15).

Hoy en día el entusiasmo por la competición deportiva de alto nivel ha tomado proporciones sorprendentes. Multitudes rinden un verdadero culto a ciertos deportes, como el fútbol o el tenis. Los mejores deportistas son celebrados como nuevos dioses. Se observan comportamientos casi histéricos cuando uno de esos ídolos da en el blanco o gana un partido.
En ese culto, el dinero desempeña un papel importante. Más allá de las culturas, de los pueblos y de sus diferencias, esos ídolos son mundiales. Las empresas comerciales los asocian a sus campañas publicitarias para vender mejor sus productos. Es un fenómeno de nuestra sociedad: Las iglesias se vacían y los estadios se llenan. Sin embargo, este culto rendido a los dioses del estadio no compromete profundamente a sus adeptos. Fácilmente cambian de ídolo si sus hazañas disminuyen. Esto corresponde a la inestabilidad que aqueja a los hombres de hoy. Las estrellas pasan y desaparecen con su gloria, para ser pronto olvidadas y reemplazadas por otras.
Lo que Jesucristo propone no es una emoción artificial y efímera, sino una paz profunda y duradera. Contrariamente a la confianza que las multitudes ponen en atletas renombrados, a menudo alejados de ellas, la fe del creyente lo induce a vivir en la proximidad de su Salvador y a asemejarse a él. Ya no es la admiración de un día, sino una fe sólida con consecuencias eternas.

About redaccion

Check Also

Tocando fondo, Teófilo Segovia Salazar

Narra la Biblia la historia de un joven que decidió independizarse de su padre y …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *