Home / Opinion / Cómo dejar de pecar, Charles F. Stanley

Cómo dejar de pecar, Charles F. Stanley

“Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo. Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes” (Efesios 6:10-17, vv. 11,12).

En el Antiguo Testamento, una fortaleza era un lugar de seguridad y protección contra el ataque enemigo. Con frecuencia, usamos este término para describir a Dios, en los escritos de David, por ejemplo, en los Salmos 18:2; 31:2; 59:16-17.
Una fortaleza también es útil para el diablo, pero la clase de fortaleza que él construye no es un refugio. (Véase 2ª Corintios 10:4). Es más bien una prisión para mantenernos encerrados en el pecado, un lugar de engaño y tentación constantes.
Para el creyente, escapar de este tipo de fortaleza puede ser difícil, pero no imposible; pues Cristo nos ha liberado del dominio del pecado y ha provisto una armadura espiritual para nuestra protección. Entonces, ¿por qué seguimos luchando con los hábitos pecaminosos? La razón es porque recibimos placer y satisfacción temporales de estos comportamientos arraigados en nosotros. Sin embargo, cualquier “beneficio” es engañoso, y la culpa y la vergüenza tocarán a la puerta tarde o temprano.
Solo pensar en abandonar un hábito pecaminoso lleva a algunas personas al borde de la desesperación, aunque anhelan ser libres. Pero el poder del Espíritu Santo es suficiente para permitir a cualquier creyente salir del dominio de Satanás y entrar en la fortaleza de Dios.

Charles F. Stanley
Pastor, maestro y escritor

About Verdad y Vida

Check Also

El misterio de los triángulos, Jonathan Cahn

“Dos Pascuas, dos corderos, dos patrones triangulares de sangre, separados por más de mil años …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *