Home / Reportajes / Niñez corrompida por la violencia y el sexo

Niñez corrompida por la violencia y el sexo

(Verdad y Vida – Redacción).-

Comúnmente se escucha decir que los niños y jóvenes son el futuro del país, o que ellos son la próxima generación que cambiará las cosas, pero muy pocos se han fijado en cómo están criando y educando a sus hijos para que ese futuro y cambio sea para mejor.
La labor de los padres está en educar a sus hijos, guardarlos, velar por ellos, proveerles lo necesario para subsistir, ser de ejemplo para ellos, porque conforme los vean actuar y hablar, así lo repetirán ellos.
La Palabra de Dios dice: «Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con todas tus fuerzas. Estas palabras que hoy te mando cumplir estarán en tu corazón, y se las repetirás a tus hijos, y hablarás de ellas cuando estés en tu casa, y cuando vayas por el camino, y cuando te acuestes y cuando te levantes. Las atarás en tu mano como una señal, y las pondrás entre tus ojos como frontales, y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas» (Deuteronomio 6:5-9. RVC). Este es un ejemplo de lo que los padres deben hacer con sus hijos para evitar que su mente se enfoque en hacer cosa que no le agradan al Señor.
Recientemente, las redes sociales publicaron una imagen del dibujo de una niña de 10 años en Caracas, donde por instrucciones de su maestra debía ilustrar la profesión que ella quería ejercer cuando fuera mayor. La niña dibujó lo que conoce y lo que aparentemente más le interesa, ese es su deseo. En la imagen se puede ver a una figura de mujer, que es la niña en cuestión, apuntando con un arma a un hombre que ya está tendido en el suelo, sin vida. También se puede leer el título que recibirá al graduarse de esta supuesta profesión: Malandra. ¿Qué hace que una niña de 10 años quiera ser malandra al crecer? La maestra al corregirla, solo consiguió que la pequeña se molestara con ella.
«Enseña al niño a seguir fielmente su camino, y aunque llegue a anciano no se apartará de él» (Proverbios 22:6, RVC). Estas palabras de Salomón, claramente expresan qué es lo que la pequeña está aprendiendo de sus padres, entorno y de la sociedad en la que vive. Cuán importante es enseñarles a los hijos que hay una mejor manera de vivir, una que no viola leyes, que no asesina personas y que te enseña que se debe trabajar honestamente, una llena de valores y principios bíblicos para seguir.

¡Padres deben estar alerta!
Por otra parte se conoció que una madre en Porlamar, estado Nueva Esparta, prefería llevarse a su hijo de 4 años de edad para el trabajo, ya que en casa de su tía, donde en ocasiones lo cuidaban, estaban enseñándole cosas que a esta madre le parecen incorrectas.
Una señora, que tenía una niña de la misma edad que este varoncito, les decía que debían jugar a «ser esposos» y que debían actuar como tales. El niño, inocentemente le cuenta a su mamá y le pregunta que si él y la otra niña son esposos, entonces dónde iban a dormir ellos, porque él sabía que su mamá y su papá dormían juntos en la misma cama. Su inocencia no lo llevó a pensar más allá de compartir un espacio en una cama, «pero si esto es lo que le enseñan a esos niños con tan solo 4 años, ¿qué le enseñan a los que tienen 13 a 15 años de edad?», se preguntaba la madre, quien nerviosa y preocupada, decidió no dejar que tales influencias afectaran el sano crecimiento de su hijo menor.
Ante esta situación la madre habló con sus familiares y les dijo que esa no era la manera de que dos niños jugaran y que con eso solo «atrofiarían su mente» y los inducen a pensar en cosas que solo los adultos deben pensar. «Le roban su infancia», dijo con dolor porque así como lo hicieron con su hijo, lo hacen con miles de niños en todo el país y el mundo.
Ella concuerda con lo que dice la Biblia: «‘Los hijos son un regalo del Señor’ (Salmo 127:3, RVC), por lo tanto hay que cuidarlos y velar por su bienestar siempre», puntualizó la madre.

La tecnología puede ser dañina
Con el avance de la ciencia, los niños desde muy temprana edad ya saben cómo usar un teléfono inteligente o una ‘tablet’, motivo por el cual muchos padres dejan que la crianza de los pequeños recaiga sobre el aparato tecnológico.
Aun el uso de los teléfonos celulares también puede ser dañino porque niños, jóvenes y adultos, usan esta herramienta para enviarse mensajes inapropiados, fotos, navegar en internet en búsqueda de pornografía, entre otros.
Tal es el caso del «sexting», una práctica con la que las personas se comparten fotos íntimas, semidesnudos, con actitudes sugerentes, que llama a la tentación a entrar en sus vidas y dar cabida al consumo de pronografía.
Según el periódico «The Times», escolares británicos, algunos de tan sólo siete años, son víctimas en colegios del Reino Unido de esta «moda» tan inapropiada. Una encuesta realizada entre más de 1.300 profesores de este país reveló que alumnos de colegios de secundaria, y también de primaria, emplean con frecuencia las redes sociales y sus aplicaciones para chantajear o abusar de compañeros de clase.
En uno de los casos recogidos por el citado periódico británico, una adolescente de 14 años persuadió a un niño para que éste fotografiara sus genitales y compartiera la imagen, que luego circuló por las redes. En otro caso, una niña fue persuadida por otros menores en las redes sociales para que enviara imágenes sexuales de sí misma a través de Snapchat, una aplicación que muestra mensajes de manera momentánea antes de desaparecer.

El dibujo de la niña que quiere ser malandra cuando crezca, ha sido compartido miles de veces a través de las redes sociales
El dibujo de la niña que quiere ser malandra cuando crezca, ha sido compartido miles de veces a través de las redes sociales

Uno de los alumnos, sin embargo, guardó una de esas imágenes y la distribuyó por todo el colegio.
El estudio, realizado por la organización NASUWT -uno de los mayores sindicatos de enseñanza de este país- encontró que la mayoría de niños que intercambia contenido sexual en teléfonos móviles, tabletas u ordenadores tienen entre 13 y 16 años, pero también halló que una minoría sustancial está formada por alumnos de escuelas de primaria.
Este es un llamado de atención para los padres, pues es su deber cuidar y velar por la integridad de sus hijos; no importa si creen que son muy pequeños o que ya tienen edad para tomar sus propias decisiones, un consejo paterno y materno siempre hace la diferencia.
Cabe resaltar estas instrucciones que las Sagradas Escrituras revelan: «Hijos, obedezcan a sus padres en el nombre del Señor, porque esto es justo. Honra a tu padre y a tu madre, que es el primer mandamiento con promesa; para que te vaya bien, y tengas una larga vida sobre la tierra. Ustedes, los padres, no exasperen a sus hijos, sino edúquenlos en la disciplina y la instrucción del Señor» (Efesios 6:1-4. RVC).◄

About redaccion

Check Also

COICOM 2019, un evento histórico para El Salvador

(Coicom – Verdad y Vida).- El pasado mes de noviembre, «COICOM 2019», marcó un nuevo …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *